¿Qué ocurre con la nueva Ley Audiovisual?

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

La nueva Ley Audiovisual aún no está vigente pero ya está dando más ruido y tomando más protagonismo del que se esperaba. No son pocas las controversias que ha originado, empezando por el retraso en su adecuación a la normativa europea sobre comunicación audiovisual (DSCA) para los estados miembros. Y los subsecuentes toques de atención desde Bruselas a los que España se ha visto sometida debido a su relajamiento en acatar esta directiva. Si a todo esto le sumamos los tira y afloja referentes a porcentajes que copan últimamente muy a menudo los medios, la polémica está servida. Y en este contexto de mediático alboroto, la nueva ley audiovisual tendrá que contar con un texto aprobado antes de final de año, le guste a quien le guste y le pese a quien le pese.

Hoy en MHeventos, empresa con amplia experiencia ofreciendo nuestra localización para rodajes de todo tipo en Madrid, te contamos lo que está pasando con la nueva ley de comunicación audiovisual y cuáles son los motivos por los que está generando tanta discordia.

¿Qué dice la ley audiovisual vigente en España 2010?

La ley vigente en estos momentos en España, Ley 7/2010, de 31 de marzo, General de la Comunicación Audiovisual, ya es un texto completo y bien reformulado. Pues abarca una amplitud de temas que hasta entonces no se habían contemplado. Así, dicha ley habla ya de la pluralidad lingüística y cultural de nuestro país y del derecho a disfrutar de una comunicación diversa en estos términos. Asimismo, el texto que ahora está a punto de renovarse ya cuenta con ciertas limitaciones expresas en favor del derecho tanto de menores como de discapacitados. Ya establece, por último y resumiendo mucho, la prohibición de publicitar tanto explícita como subliminalmente ciertos productos nocivos para la salud, como por ejemplo el tabaco.

¿Qué dice la normativa europea?

Sin embargo, y en virtud de la aparición de nuevas plataformas de comunicación audiovisual propiciadas por el vertiginoso desarrollo de la tecnología y la digitalización, la Comunidad Europea se vio obligada a dictar una directiva común a todos los miembros, que abarcara el vacío legal que estos nuevos modelo de negocio y plataformas de uso y reproducción social han creado. O como dice la propia DIRECTIVA (UE) 2018/1808 DEL PARLAMENTO EUROPEO Y DEL CONSEJO de 14 de noviembre de 2018, “...habida cuenta de la evolución de las realidades del mercado…

nueva ley audiovisual

¿Qué ha hecho el Gobierno español para cumplir con la Directiva europea?

La Directiva de servicios de comunicación audiovisual (DSCA) instaba a los miembros a transponer la normativa europea a la legislación en materia de comunicación audiovisual y radiofónica de sus respectivos países con el fin de ofrecer un mercado único seguro, diverso y equitativo, y que se adaptase a los avances actuales en digitalización y tecnología.

Hace escasos días (el pasado 30 de noviembre de 2021) tras sendas incoaciones de procedimientos de infracción e incumplimiento del plazo, y no pocas polémicas en el Gobierno, se aprobaba el Proyecto de Ley General de Comunicación Audiovisual en España, listo para su remisión al Congreso de los Diputados. El texto completo de este proyecto de ley está disponible en este enlace, en el apartado titulado Asuntos Económicos y Transformación Digital.

¿Qué ocurre con la nueva ley audiovisual?

No han sido escasas las trabas que se ha encontrado la nueva Ley Audiovisual para ver la luz (que aún le quedan algunos trámites).

España no ha cumplido con el plazo europeo

La primera son las posibles sanciones a las que se vería España sometida por Bruselas si no cumple con el plazo de transponer la normativa europea a la legislación nacional sobre audiovisual y comunicación antes de fin de año. El pasado 23 de septiembre Europa nos dio un ultimátum. Nos comunicaba que si no se respondía a este aviso satisfactoriamente (ya el segundo), se podría incluso elevar el caso al Tribunal de Justicia de la UE. Nada recomendable.

La producción audiovisual en lenguas cooficiales, motivo de discordia

El proyecto presentado de la nueva Ley Audiovisual ha tratado de adaptarse, en primer lugar y como mandan los cánones, a las exigencias de Europa. Y en segundo lugar, a las peticiones de los socios de Gobierno. Sin embargo, y aunque el porcentaje de producciones audiovisuales en lenguas cooficiales del estado ha subido con respecto a la Ley de 2010, plataformas no nacionales ,como Netflix o HBO entre otras, no se verán afectadas por estas exigencias al no tener su sede fiscal en territorio nacional. Circunstancia ésta que no contenta en absoluto a determinados socios nacionalistas del Gobierno.

alojamiento con catering para rodajes

¿Cómo será la nueva ley audiovisual?

El mayor cambio de la nueva Ley Audiovisual es que se adapta a las nuevas necesidades y a los modelos de comunicación audiovisual y radiofónica actuales. Ya que anteriormente la ley se limitaba casi exclusivamente a la televisión digital terrestre.

Porcentaje de producciones en lenguas cooficiales

Como acabamos de indicar, el porcentaje exigido de producciones en lenguas cooficiales a las productoras, plataformas y medios nacionales aumenta con respecto a la ley de 2010 que aún rige. Para más detalles sobre porcentajes, remitimos de nuevo al texto del Consejo de Ministros del pasado 30/11/2021. Sin embargo, se libran de esta norma las empresas internacionales. Al menos, por el momento, pues aún caben enmiendas al texto si el Gobierno no consigue contentar al resto de la Cámara.

Limitaciones de la publicidad

Como en la anterior ley, el nuevo texto refuerza la limitación de horarios de la publicidad que ofrezca contenidos perjudiciales para los menores, ampliando dichos horarios y añadiendo nuevas restricciones.

Protección del derecho a la dignidad de la mujer

En la anterior ley de comunicación audiovisual de 2010 ya se contemplaba el derecho de menores y discapacitados a que los contenidos no atentasen contra su dignidad ni pudieran resultar hirientes o vejatorios. En la nueva ley audiovisual se amplía ese derecho a la figura de la mujer.

Financiación de RTVE

Se establecen, por último, los actores responsables de la financiación de RTVE, que en este caso serán “todos los agentes presentes en el mercado audiovisual”, independientemente de si son nacionales o internacionales. Algo de lo que no se libran, entonces, plataformas como las citadas anteriormente, pues se establece como único criterio para este deber el hecho de ofrecer sus productos en territorio nacional.

Localizaciones exteriores en plena naturaleza

Descubre nuestras localizaciones para rodajes y sesiones de foto en la Sierra de Madrid