Consigue tu mejor fotografía macro en la Sierra de Madrid

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

La fotografía macro es un deleite para la gran mayoría de fotógrafos y la gente apasionada por observar los pequeños detalles. La cabeza de una mantis, donde se pueden contemplar esos inquietantes ojos tan de cerca. Los líquenes de las rocas que se pierden en los límites para asemejarse a una imagen abstracta llena de color. La textura de unos pétalos rebosantes de energía por los que se detectan esas venas tan parecidas a las que recorren todo nuestro cuerpo. Lo que hace que la fotografía macro sea tan atrayente es precisamente eso: nos acerca a la vida en su máximo esplendor, una vida que se disfruta especialmente en la Sierra de Madrid.

Hoy en MHeventos, tu localización para sesiones de foto y rodajes en plena Sierra de Madrid, te damos algunos consejos para obtener las mejores fotografías macro en nuestro maravilloso entorno, el Valle Alto del Lozoya en el Parque Nacional de la Sierra de Guadarrama. Un lugar en el que, sin duda, encontrarás numerosos e interesantísimos sujetos para tus imágenes. ¡Toma nota!

Objetivos macro o alternativas económicas

Disponiendo de un buen presupuesto, una lente macro es la mejor opción para obtener resultados de calidad incomparables. El precio varía según la marca y la distancia focal, la cual suele estar entre 50mm y 200mm. Cuanta mayor focal tengas, mayor será la distancia a la que puedas situarte del sujeto.

Por el contrario, si no quieres adquirir un objetivo de estas características o si simplemente quieres probar el efecto de esta técnica antes de invertir mucho más, siempre puedes optar por los tubos de extensión o lentes de aproximación. De esta manera se podrá incrementar la distancia focal con los tubos, o aumentar el sujeto a modo lupa con las lentes de aproximación.

Los anillos de inversión también son una buena opción económica a tener en cuenta. En este caso, las fotos se realizan con el objetivo al revés mediante estos anillos.

fotografía macro en la Sierra de Madrid

Consejos técnicos de macrofotografía

La fotografía macro consiste en fotografiar imágenes de cualquier motivo a una distancia muy cercana, pudiendo apreciar, por ejemplo, texturas que nuestro ojo sería incapaz de ver. Por ello, tendremos que tener en cuenta varios aspectos importantes que debemos priorizar a la hora de configurar nuestra cámara.

  • Velocidad de obturación

Este tipo de fotos tienen una ampliación muy grande, por lo que la cámara se va a comportar transmitiendo más vibración de lo normal. Por no hablar de los factores ambientales que pueden mover el sujeto o la cámara. Para evitar que la imagen que obtengamos se vea trepidada, deberíamos utilizar una velocidad de obturación alta (como mínimo a 1/200 si trabajamos con luz natural), además de asentar la cámara en un trípode robusto o utilizar un disparador remoto.

  • Apertura de diafragma

Los objetivos macro suelen permitir una apertura de hasta f 1,4 o similares, por lo que son bastante luminosos. Sin embargo, una apertura extrema puede crear aberraciones cromáticas y reduce significativamente el área nítida. Cerrando más el diafragma obtendremos mayor profundidad de campo y más enfoque, aunque también menos luz.

  • Un poco de iluminación extra

La iluminación es primordial en la fotografía macro, ya que es importante que el objetivo a fotografiar esté bien iluminado. Para asegurarnos de ello, podemos utilizar el flash. Pero si es externo, lo más recomendable es extraerlo de la zapata para hacer rebotar la dirección de la luz, ya que debería incidir de forma totalmente frontal sobre el objetivo a fotografiar.

Para hacer macrofotografía, existen flashes específicos como el flash anular. Se trata de un flash circular que se sitúa justo delante del objetivo, contando con la ventaja de proporcionar una luz uniforme incluso si el sujeto está muy cerca del objetivo. En cambio, si vamos a utilizar luz natural, convendría asegurarnos escoger un día soleado o incluso la posibilidad de rebotar la luz con reflectores para iluminar el elemento de forma más homogénea.

Elige la Sierra de Madrid para tus fotos macro

Realmente no se necesita una inversión significativa para realizar macrofotografía en la naturaleza, sobre todo si simplemente quieres probar sus posibilidades antes de dedicarte de lleno a ello. No encontrarás mejor sitio para hacerlo que la Sierra de Madrid y su magnífico entorno. Con una notable riqueza de fauna y flora, las opciones de obtener verdaderas joyas se multiplican en Guadarrama. Una impresionante variedad de líquenes por doquier, testigos de la calidad de la vida en este entorno. O los desconocidos invertebrados, el grupo de animales con mayor número de especies en el Parque Nacional. Basta con darse una vuelta por Bustarviejo en primavera, el pueblo de las mariposas, y disfrutar de increíbles tomas. La flora silvestre es otro posible sujeto de nuestro objetivo, resultado de mezcolanza entre las características de la flora de la región mediterránea y la eurosiberiana. O la gran cantidad de setas y hongos en temporada. Y cómo no, la destacable riqueza de anfibios y reptiles. Y todo ello regado y decorado por numerosos ríos, arroyos, humedales y una frondosidad de postal.

Seguramente ya te habrás imaginado un trébol de agua, de los que rodean los ríos, en una esquina de la imagen ocupando gran parte de la fotografía con esos mantos blancos llenos de extensiones, como si de un mantón de manila congelado en el aire se tratara. Esas fantásticas fotos están al alcance de tu mano. ¡Ven a la Sierra de Madrid y compruébalo!

Localizaciones exteriores en la naturaleza

Descubre nuestras localizaciones para rodajes y sesiones de foto en plena naturaleza de la Sierra de Madrid